Historia de la publicidad: orígenes y actualidad

Actualmente la publicidad juega un papel muy relevante en nuestras vidas, está presente en nuestro día a día en múltiples formas: periódicos, anuncios en internet, televisión, carteles por la calle… ¿Pero siempre ha sido así? En este artículo te contamos la historia de la publicidad, desde sus inicios más remotos hasta su forma actual.

Los orígenes


Ya en las antiguas Grecia y Roma existían formas primigenias de publicidad, de la mano de vendedores ambulantes y profesionales que vendían a gritos sus servicios: barberos, zapateros, astrólogos, etc. 
Es decir, esta hipótesis sitúa el origen de la publicidad con la aparición del comercio, que dio lugar al nacimiento de la figura del pregonero, el medio de anuncio público más común durante siglos.

Edad Media y Edad Moderna


Pero sin duda, uno de los puntos de inflexión en la historia de la publicidad es la invención de la imprenta a mediados del siglo XV, que permitió el nacimiento de la prensa escrita y de un nuevo estilo de darse a conocer.


El hecho de realizar un anuncio escrito daba prestigio a los productos en cuestión, muchas veces de reciente introducción como el café, el chocolate o el té. 

Propaganda política


La guerra de la Independencia de Estados Unidos en el siglo XVIII dio origen a la propaganda política, con anuncios que invitaban a la población a alistarse al ejército. Este tipo de publicidad tuvo mucha popularidad durante las dos Guerras Mundiales, así como en la Guerra Civil española, donde la cartelería fue una fuerte herramienta social y política. 

¿Y en la actualidad?


A partir del siglo pasado, nuevas corrientes artísticas como las Escuelas de la Bauhaus y Zurich, influirán en la manera de hacer publicidad, pasando de un estilo ornamentado a uno funcional. 

Este nuevo estilo -que aún hoy perdura- está enfocado en transmitir un mensaje claro para los consumidores. Se centra en encontrar la imagen y la tipografía adecuadas para cada producto o servicio. 


Asimismo, otros conceptos que influyen en la publicidad moderna son:
  • La creatividad como signo de diferenciación frente a la competencia, haciendo uso del humor y de mensajes sorprendentes.
  • El posicionamiento como espacio que ocupa un producto en la mente del consumidor, buscando siempre estar en el top of mind.
  • La segmentación como solución a un público cada vez más masivo, debido al auge de la televisión y las nuevas tecnologías como la informática, que han dado pie a nuevas formas publicitarias.